Noticias

Lo que debes saber sobre el golpe de Estado en Myanmar: ¿quién es Suu Kyi?, denuncias de genocidio contra los rohingya, ¿qué desencadenó el golpe?, entre otros

Posted February 1, 2021 8:50 a.m. EST
Updated February 1, 2021 8:56 a.m. EST

— (CNN) — El Ejército se tomó el poder en un golpe de Estado en Myanmar el lunes, luego de detener a la líder civil del país, Aung San Suu Kyi, y a muchas otras figuras importantes del gobierno.

En un discurso televisado, el Ejército anunció que se había entregado el poder al comandante en jefe de las Fuerzas Armadas y que declaraba el estado de emergencia nacional por un año.

De hecho, la líder Suu Kyi y varios ministros de estado están detenidos en la capital, Naypyidaw, según un portavoz de la gobernante Liga Nacional para la Democracia (NLD).

La medida se produce después de meses de creciente fricción entre el gobierno civil y el poderoso Ejército, conocido como Tatmadaw, por supuestas irregularidades electorales.

Los dos organismos han intentado compartir el poder desde las elecciones de 2015, la primera votación abiertamente impugnada en Myanmar desde el fin del régimen militar. Esa relación de poder compartido ahora parece haber terminado después del golpe del lunes.

MIRA: Lo que debes saber sobre Myanmar

Esto es lo que necesitas saber el golpe de Estado en Myanmar y la situación en el país

¿Quién es Suu Kyi? ¿Cuál es el sistema político de Myanmar?

Suu Kyi fue una vez celebrada como un icono de la democracia internacional. Es una expresa política que pasó 15 años bajo arresto domiciliario como parte de una lucha de décadas contra el gobierno militar.

Su liberación en 2010 y la subsiguiente victoria electoral cinco años después fueron elogiadas por los gobiernos occidentales como momentos históricos en la transición del país a un gobierno democrático después de 50 años de régimen militar.

Sin embargo, a pesar de embarcarse en algunas reformas democráticas e instalar un gobierno cuasi civil bajo el mando del general Thein Sein en 2011, el ejército de Myanmar no estaba dispuesto a renunciar a su poder. La junta gobernante redactó una constitución en 2008 que aseguraba que los militares continuarían ejerciendo una influencia política y económica significativa, independientemente de las administraciones futuras.

En virtud de esta constitución, al Ejército se le asigna una cuarta parte de los escaños en el parlamento y retiene el control de Ministerios clave como los de Interior y Defensa. Los militares también tienen poder de veto sobre cualquier intento de enmendar la constitución.

MIRA: El Ejército de Myanmar toma el poder en un golpe de Estado después de detener a Aung San Suu Kyi y otros líderes

Es dentro de este marco que Suu Kyi y la NLD formaron un gobierno por primera vez en 2015. Fue elegida para el cargo con el título de consejera de Estado, que se había inventado como una escapatoria, ya que la constitución redactada por los militares le prohibía convertirse en presidenta.

Denuncias de genocidio contra los rohingya

Después de su victoria en 2015, el mandato de Suu Kyi se vio empañado rápidamente por las dificultades para lograr un progreso real en el proceso de paz que tenía como objetivo poner fin al país con muchas guerras civiles éticas.

Suu Kyi también fue criticada a nivel internacional por no pronunciarse contra las numerosas atrocidades presuntamente llevadas a cabo por el Ejército contra los musulmanes rohingya en el estado occidental de Rakhine. Cientos de miles de personas de la minoría étnica perseguida fueron expulsadas del oeste de Myanmar hacia el vecino Bangladesh durante violentas operaciones militares en 2016 y 2017.

Suu Kyi ha negado repetidamente estas acusaciones, poniéndose del lado del ejército y etiquetando los señalamientos como «desinformación».

MIRA: Myanmar: 600.000 rohingyas viven bajo amenaza de genocidio, según ONU

Su Gobierno y el Ejército se enfrentan ahora a una investigación por genocidio en la Corte Penal Internacional.

Sin embargo, a nivel nacional siguió siendo popular, especialmente entre la mayoría étnica Bamar. En noviembre de 2020, la NLD obtuvo otra contundente victoria en las urnas, otorgando a Suu Kyi un segundo mandato.

¿Qué desencadenó el golpe de Estado en Myanmar?

Los hechos del lunes se centran en las elecciones parlamentarias de noviembre.

El Partido Unión, Solidaridad y Desarrollo (USDP, por sus siglas en inglés), respaldado por los militares, tuvo un desempeño pésimo en la elección, lo que llevó al partido a exigir una nueva votación, alegando parcialidad y «campañas injustas».

Los militares también cuestionaron repetidamente los resultados de las elecciones. Afirmaron, sin proporcionar pruebas, que hay más de 10,5 millones de casos de «fraude potencial, como votantes inexistentes» y pidieron a la comisión electoral que divulgue públicamente los datos finales de las elecciones.

La semana pasada, un portavoz militar advirtió que «tomaría medidas» si la disputa no se resolvía y se negó a descartar la posibilidad de dar un golpe.

La comisión electoral ha negado que haya un fraude electoral generalizado.

Pero la amenaza de una intervención militar hizo que los líderes internacionales, incluido el Secretario General de las Naciones Unidas, expresaran su preocupación, y el ejército pareció retroceder, alegando que sus comentarios habían sido malinterpretados.

Para el lunes, quedó claro que los militares se habían tomado el poder mediante un golpe.

Our commenting policy has changed. If you would like to comment, please share on social media using the icons below and comment there.