Noticias

El Departamento de Justicia dice que una líder de Oath Keepers esperó la directriz de Trump antes del ataque al Capitolio

Posted February 11, 2021 6:44 p.m. EST

— (CNN) — El Departamento de Justicia dejó claro que una líder del grupo paramilitar Oath Keepers —que planeó y dirigió a otros en el asedio al Capitolio para intentar impedir la presidencia de Biden— creía que estaba respondiendo al llamado del entonces presidente Donald Trump.

«A medida que se acercaba la toma de posesión, (Jessica) Watkins indicó que estaba esperando instrucciones del presidente Trump», escribieron los fiscales en un documento el jueves por la mañana.

Este es el lenguaje más directo hasta ahora de los fiscales federales que vincula las solicitudes de apoyo de Trump en Washington con los aspectos más militantes de la insurrección.

Anteriormente, el Departamento de Justicia se había contenido un poco a la hora de vincular de manera estrecha las palabras de Trump con las acciones del grupo extremista durante el motín. Al menos cuatro acusados argumentaron esta semana en los tribunales que siguieron la indicación de Trump de ir al edificio del Capitolio el 6 de enero.

El documento del Departamento de Justicia dice después: «Su preocupación por emprender acciones sin su respaldo fue evidente en un texto del 9 de noviembre de 2020 en el que dijo: «Me preocupa que esto sea una trampa elaborada. A menos que POTUS mismo nos active, no es legítimo. POTUS también tiene derecho a activar unidades. Si Trump me pide que vaya, lo haré. De lo contrario, no me puedo fiar’. Watkins había percibido esa señal deseada a finales de diciembre».

Los fiscales argumentan en la presentación a favor de mantener a Watkins en la cárcel en espera de juicio. Fue arrestada hace varias semanas y ha sido acusada de conspiración y otros cargos relacionados con los disturbios del Capitolio.

Chansley se aferró a las palabras de Trump, dice abogado 0:57

El papel de Jessica Watkins, de los Oath Keepers, en el asalto al Capitolio

Los fiscales describen a Watkins como un veterana militar que ahora es líder en el movimiento de milicias de derecha más amplio, que desempeña un papel decisivo en un grupo llamado Ohio State Regular Milicia, y que fue una pieza clave en actuar y comunicarse con otros cuando estuvo dentro del Capitolio el 6 de enero.

Reclutó al menos a dos personas para la insurrección y estaba entrenando a otras para estar en «forma de lucha» para la toma de posesión presidencial, dicen los fiscales en la presentación del jueves.

Ese día dijo en una aplicación de radio que su grupo era de 30 a 40 personas, dicen los fiscales.

Watkins supuestamente tenía una «devoción decidida por obstruir mediante la violencia» la certificación de la presidencia de Joe Biden, dijeron los fiscales. «Crímenes de esta magnitud, cometidos con tanto celo, desmienten (la posibilidad de) cualquier condición de liberación que garantice razonablemente la seguridad de la comunidad o que se pueda confiar que Watkins cumpla», agregaron.

Señalaron que dijo en el canal de radio: «Estamos en la cúpula principal en este momento. La estamos sacudiendo».

El Departamento de Justicia también dice que Watkins vestía uniforme de camuflaje y equipo de combate, que incluía un chaleco táctico, botas y un casco. Además afirma que habló con otros Oath Keepers por radio.

«A diferencia de la gran mayoría, Watkins se había entrenado y conspirado para un momento como este», escribieron los fiscales.

Presunto conspirador paramilitar discutió llevar armas a Washington por barco, dice el Departamento de Justicia

El jueves, los fiscales también dijeron que creen que paramilitares partidarios de Trump discutieron transportar armas a través del río Potomac hacia la ciudad de Washington.

El plan de llevar armas por bote se menciona en un expediente judicial del Departamento de Justicia que argumenta a favor de mantener en la cárcel a Thomas Caldwell. Se trata de un hombre de Virginia acusado de conspiración y que presuntamente ayudó a organizar a los agitadores de Oath Keeper y otros grupos extremistas.

Mira el video que argumenta la acusación a Trump 13:18

Los fiscales dicen que, tres días antes del asedio, Caldwell envió un mensaje de texto a una persona que se cree que está relacionada con el grupo paramilitar 3 Percenters sobre el uso de un bote para cruzar el Potomac.

Escribió sobre la posibilidad de tener a alguien en la rampa del muelle y pretender que usaban uno o dos botes para pescar. Esta idea, escribió Caldwell, ayudaría a sus contactos a evitar conducir hacia Washington, que tiene leyes sobre armas mucho más estrictas que la vecina Virginia, que está al otro lado de el río.

Our commenting policy has changed. If you would like to comment, please share on social media using the icons below and comment there.