Noticias

El Día de Muertos permite a la comunidad latina en duelo recuperarse de las pérdidas causadas por la pandemia

Posted November 1, 2020 11:37 a.m. EST

— (CNN) — El fuerte aroma del cempasúchil llena el aire cuando Magaly Sáenz se inclina sobre las fotos de sus seres queridos para colocar una ofrenda especial de pan en el altar de su panadería.

El pan de muerto es una de las muchas ofrendas que Sáenz coloca en el altar de su comunidad cada año, pero la pandemia le ha dado un nuevo significado a la experiencia sagrada.

«Es muy fácil perderse en esa pena y dolor», dijo Sáenz. «Esta será una oportunidad para que encontremos algo de sanación».

Sáenz es copropietaria del café Tres Leches en Phoenix, Arizona. Hornea pan de muerto para el Día de los Muertos para la venta además de tener un altar comunitario en su tienda. La ofrenda es un lugar donde las personas pueden colocar fotos de sus seres queridos que han muerto junto con ofrendas para ellos.

Magaly Sáenz dijo que le gusta llevar a su familia al Chicano Park en San Diego porque el parque celebra la cultura y las tradiciones mexicoamericanas.

El Día de los Muertos es una fiesta mexicana para honrar a los muertos el 1 y 2 de noviembre. A diferencia de lo espeluznante de Halloween, esta fiesta está llena de vida y celebración.

Con más de 1.181.000 muertes por coronavirus y contando en todo el mundo, las personas en 2020 no son ajenas a la muerte. Esta pandemia afecta a los países latinoamericanos con más fuerza que el promedio. Países como Ecuador y México se ubican actualmente en el top 10 de la tasa de mortalidad más alta por coronavirus, los cuales son más altas que en Estados Unidos.

MIRA: El Día de Muertos en México: “si me han de matar mañana, que me maten de una vez”

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, emitió un decreto el jueves pasado declarando tres días de duelo nacional durante las celebraciones del Día de los Muertos.

A diferencia de la mayoría de los eventos comunitarios, que se han reducido o cancelado este año, Sáenz hace que su ofrenda sea más grande que años atrás.

«Sabemos que muchos … nuestra comunidad ha perdido a un ser querido debido al covid», dijo Sáenz. «Queremos poder construir una ofrenda lo suficientemente grande para que todos puedan venir y honrar a sus seres queridos y mantener su memoria».

La ofrenda en Tres Leches Café tiene una foto de los abuelos de la pareja de Magaly Saenz. El abuelo falleció, pero la abuela aún vive.

Ella es cautelosa sobre la seguridad en la panadería durante la pandemia, pero comentó que la ofrenda era adecuada para el distanciamiento social incluso antes de que el coronavirus se extendiera por todo el país. Es una falta de respeto mover la oferta de otra persona, lo que ayuda a mantenerla limpia. Como novedad de este año, los participantes deberán distanciarse socialmente y usar máscaras faciales.

Si bien Sáenz está agradecida de celebrar el Día de Muertos con su comunidad, esta no era la celebración que tenía en mente. Es una mexicoamericana de primera generación y su familia proviene de Chihuahua, México. Planeaba llevar a sus ocho hijos de 18, 17, 12, 10, 9, 5, 1 y 4 meses al cementerio de Cruces, Chihuahua, por primera vez para experimentar las celebraciones.

Honran a sus seres queridos que fallecieron por covid-19 3:28

Sáenz también planeaba llevara México a su abuela, que este año cumplirá 93 años. Pero Sáenz se enteró la semana pasada que el cementerio donde están enterrados su abuelo y otros familiares cerraría para evitar que la gente se reuniera.

«Recuerdo que dijo la semana pasada: ‘Este podría ser el último año que pueda ir'», dijo Sáenz. «No va a poder llevarle flores a mi abuelo, a mi tía, y es duro».

Las flores son una parte importante de la celebración, específicamente las de cempasúchil, comentó la consultora de arte del museo Evelyn Orantes.

Orantes es originaria de Guatemala pero ahora vive en Oakland, California, con su esposo Joaquin Newman. Ayudan a museos y organizaciones locales con las celebraciones del Día de Muertos.

Este año, Orantes y Newman dirigirán un taller virtual de cempasúchil de papel en el Museo Nacional del Indio Americano en Washington, DC. La pandemia los obligó a realizar la transición del evento en línea, pero Orantes está emocionada por la oportunidad de celebrar con más personas.

«Mi familia, amigos o mi comunidad no necesariamente pueden ir todos a Washington, DC, para presenciar lo que hacemos allí», dijo Orantes. «Pero ahora, podemos compartir nuestras tradiciones, nuestras historias y nuestro trabajo con una audiencia realmente amplia».

El cempasúchil tiene un olor acre, que guía las almas al altar, según Orantes. Newman ayuda a hacer su ofrenda familiar y se enfoca en la luz que cada miembro de la familia trajo a sus vidas.

Evelyn Orantes y Joaquin Newman hacen un altar para sus antepasados cada año en su casa.

«Tenemos que encontrar formas de celebrar la vida y poder no pensar en la muerte como este mal ineludible», afirmó Newman.

Su ofrenda de este año honrará a los familiares fallecidos, incluido el abuelo de Orantes. Él era panadero, por lo que se aseguró de incluir muchos productos horneados. En todo el país, las personas también adaptan sus ofrendas a sus antecedentes culturales y familiares.

«Creo que mucha gente piensa que los pueblos indígenas están atrapados en el pasado», comentó Orantes. «Somos contemporáneos y nuestras tradiciones evolucionan con nosotros».

En Oakland, ve a algunos de los miembros de la comunidad asiática colocando una estatua de Buda o dim sum en sus altares. Y la tendencia se extiende más allá de California. En San Antonio, el cineasta Jim Mendiola ve ofrendas con latas de cerveza y botas de vaquero.

Mendiola fue contratado para crear un video de celebración virtual para el Día de Muertos en Hemisfair, uno de los festivales más grandes que marcan la festividad en Estados Unidos. Casi 100.000 personas asistieron a la celebración el año pasado.

La pieza central de este evento es el altar comunitario, que es una ofrenda imponente que se eleva a 11 pies de altura, llena de fotos, flores y más. Mendiola describió el festival como una extraña mezcla de celebración y tristeza.

«En medio de todas las festividades, no era raro ver a alguien parado allí mirando al altar y encontrando a su padre o hermano o hermana y llorando, teniendo un momento emotivo», dijo Mendiola.

El altar de la comunidad se ha reducido este año, pero a diferencia de las principales celebraciones virtuales, sigue siendo en persona. El festival también tiene un altar virtual, y cualquier persona de todo el mundo puede enviar fotos de sus seres queridos.

Además, los organizadores del festival seleccionaron un puñado de familias que han asistido al festival a lo largo de los años para diseñar sus propias ofrendas en persona. Mendiola grabó en video el evento y vio a ofrendas honrando a una variedad de personas, desde la difunta jueza de la Corte Suprema Ruth Bader Ginsburg hasta el tío de alguien que falleció por el coronavirus.

Otra parte esencial de las celebraciones del Día de los Muertos son las actuaciones musicales, dijo Mendiola. La pandemia permitió que el festival organizara un cartel repleto de estrellas, incluido Chris Pérez, quien estaba casado con la cantante mexicano-estadounidense ganadora del Grammy Selena Quintanilla Pérez. El tributo a Selena rinde homenaje al 25 aniversario de su muerte.

Jim Mendiola grabó un video frente al altar comunitario en San Antonio para la celebración virtual de este año del Día de Muertos en Hemisfair.

Muchos de los artistas presentados no habrían podido viajar a San Antonio para el festival, pero las presentaciones virtuales hicieron que los músicos fueran más accesibles.

La accesibilidad es un tema común en todas las celebraciones del Día de los Muertos este año. Las personas normalmente solo estarían expuestas a tipos específicos de celebraciones en su comunidad, pero ahora pueden unirse virtualmente a cientos de eventos en línea.

Sáenz cree que esto representa un gran momento de aprendizaje para que sus hijos y el público en general aprendan más que si hubieran ido a un solo evento. La naturaleza virtual de la mayoría de las celebraciones también sirve como recordatorio de que hay una pandemia y que las personas deben protegerse mutuamente, dijo.

La importancia de las catrinas en el Día de Muertos 3:22

También es una oportunidad para que ella se acerque a aquellos que están de luto por la pérdida de sus seres queridos, específicamente debido al covid-19, mientras les enseña sobre su herencia.

«Especialmente en este momento, incluso las personas que normalmente no celebrarían el Día de los Muertos, podrían encontrar algo de consuelo al instalar un altar en su casa y celebrar con sus seres queridos», comentó Sáenz.

Our commenting policy has changed. If you would like to comment, please share on social media using the icons below and comment there.