Noticias

ANÁLISIS | El fuerte contraste entre Trump y Biden que mostró el duelo de foros

Posted October 16, 2020 1:25 a.m. EDT
Updated October 16, 2020 1:26 a.m. EDT

— (CNN) — El presidente Donald Trump y el exvicepresidente Joe Biden no estuvieron en el mismo escenario durante la noche de este jueves. Sin embargo, los dos foros simultáneos lograron exponer con claridad las marcadas diferencias entre los candidatos.

Tanto Trump como Biden se vieron obligados a responder preguntas difíciles.

El presidente compitió por un esquivo reinicio de la campaña mientras intentaba defender su respuesta a la pandemia de coronavirus, su aceptación de las teorías de la conspiración y su postura sobre los supremacistas blancos. Todo bajo el duro cuestionamiento de Savannah Guthrie, de NBC.

Al mismo tiempo, se presionó en repetidas ocasiones a Biden para que aclarara su posición sobre si apoyaría la incorporación de más miembros a la Corte Suprema. También acerca de su trabajo en los proyectos de ley sobre delitos de 1986 y 1994 y sus posiciones sobre el fracking y el Nuevo Acuerdo Verde. Además se vio obligado a explicar su controvertido comentario de que si eres negro y no estás a favor de él, «no eres negro».

Los dos foros separados reemplazaron el debate cara a cara que hubiera tenido lugar en la noche de este jueves. Ese encuentro fue cancelado por la Comisión de Debates Presidenciales, después de que Trump contrajo coronavirus y se negó a participar en un debate virtual con Biden.

La separación de los dos candidatos en diferentes cadenas de televisión –cada uno en su propia esfera con su propio moderador– creó un contraste aún más marcado entre sus estilos y enfoques personales para los votantes que alternaban entre los dos canales.

La actitud de Trump en el foro de NBC

Desde el comienzo del foro de NBC, Trump fue un participante antagónico. Interrumpió y criticó la premisa de las preguntas de Guthrie, a veces incluso antes de que ella terminara de hacerlas. A menudo incluyó falsedades en sus respuestas. Esa dinámica creó inmediatamente un polémico vaivén entre Trump y Guthrie que aumentó la tensión del evento de NBC, en el que ella intervino para verificar los datos de sus respuestas o preguntarle si hablaba en serio.

Trump alternó el rol de víctima y agresor mientras la conversación iba de un lado a otro a gran velocidad. «Siempre haces esto», dijo, pareciendo enojado durante un tenso intercambio cuando Guthrie cuestionó sus equívocos sobre el supremacismo blanco. «Ustedes me han hecho esto a mí y a todos. (…) ¿Está escuchando? Denuncio el supremacismo blanco. ¿Cuál es su próxima pregunta?», dijo.

Cuando Guthrie insistió en ese tema, Trump se quejó: «Aquí vamos de nuevo». Guthrie señaló que Trump a veces ha sonado «indeciso» sobre condenar a los supremacistas blancos. Él inmediatamente llevó la conversación a su denuncia de antifa y «esta gente de izquierda que está quemando nuestras ciudades que son gobernadas por demócratas». Y cuestionó por qué la prensa no hace más preguntas sobre sus actividades.

Los votantes que cambiaron de canal al foro de Biden pueden haber sentido que habían entrado en un universo diferente. El exvicepresidente habló en tono mesurado durante ese evento que fue más sobre las políticas. A diferencia del primer debate en el que Trump intentó desconcentrar a Biden interrumpiendo casi todas sus respuestas, Biden escuchaba la pregunta de George Stephanopoulos de ABC o un votante y luego respondía extensamente.

Trump se negó a decir cuándo fue su última prueba negativa antes del debate

En uno de los momentos más noticiosos de la noche, el presidente admitió que es posible que no se haya realizado una prueba de coronavirus el día de su debate con Biden. Esto a pesar de que estaba obligado a hacerlo por la Comisión de Debates Presidenciales. Trump dio positivo por covid-19 dos días después. Con lo que posiblemente expuso a su oponente y miembros de la audiencia, sin mencionar a todos los muchos seguidores que asistieron a sus posteriores mítines sin máscaras. Cuando se le preguntó sobre la respuesta del presidente horas después este jueves, Biden señaló que él mismo se había hecho otra prueba antes de asistir al foro en ABC para asegurarse de que fuera negativo, porque no quería «venir aquí y exponer a nadie».

Trump se negó a decir durante el foro cuándo fue su última prueba negativa antes del debate. Y no expresó ningún remordimiento por el evento del Jardín de las Rosas donde anunció a su designada Amy Coney Barrett a la Corte Suprema. Este eveno ahora es ampliamente considerado como un evento de «superpropagación». Allí los asistentes no mantuvieron el distanciamiento social y no llevaron mascarillas.

La pregunta sobre las deudas del presidente

Cuando se le preguntó sobre los informes del diario The New York Times de que tiene deudas de aproximadamente US$ 421 millones –préstamos con garantías personales que vencerán en los próximos cuatro años– Trump asintió con la cabeza. Pero luego insistió en que las cifras del periódico son «todas incorrectas». Le dijo a Guthrie que no le debe dinero a Rusia. Sin embargo, cuando Guthrie le preguntó si le debe algo a bancos extranjeros, Trump respondió: «No que yo sepa».

«No le debo dinero a ninguna de estas personas siniestras», dijo Trump. Y agregó que está «muy poco apalancado». En un momento dijo: «US$ 400 millones no es nada».

Mientras tanto, en un increíble momento de pantalla dividida a menos de tres semanas del día de las elecciones, Biden estaba respondiendo preguntas de los votantes en ABC y criticó la respuesta del presidente a la pandemia.

«No habló sobre lo que había que hacer porque seguía preocupándose, en mi opinión, por el mercado de valores», dijo Biden sobre Trump. «Le preocupaba que si hablaba de lo malo que podría ser esto, a menos que tomáramos estas medidas de precaución, entonces, de hecho, el mercado caería. Y su barómetro del éxito de la economía es el mercado», agregó.

Cuestionan a Biden en el foro por su posición sobre la Suprema Corte

Biden intentó aclarar su posición sobre la «expansión de la corte» («court packing», en inglés) ––el término para sumar jueces a la Corte Suprema y hacer obtener fallos más comprensivos–– después de semanas de tratar de evadir la pregunta.

Al comienzo de su respuesta, Biden reiteró una vez más que «no es un fanático» de esa expansión. Pero dijo que su posición dependerá de cómo se «maneje» la confirmación para la Corte Suprema de la jueza Amy Coney Barrett. Cuando se le preguntó qué significa eso, Biden dijo que dependería de que hubiera un debate «real» en el Senado. «Estoy abierto considerando lo que suceda a partir de ese momento», dijo.

Presionado por George Stephanopoulos de ABC sobre si los votantes tienen derecho a saber sobre su posición, dijo: «Tienen derecho a saber cuál es mi posición. Tienen derecho a saber cuál es mi posición antes de votar».

«¿Entonces manifestará una posición clara antes del día de las elecciones?», preguntó Stephanopoulos.

Biden respondió: «Sí. Dependiendo de cómo manejen esto».

La posición de Biden sobre el coronavirus

Biden abrió su foro de ABC el jueves por la noche describiendo cómo habría manejado el coronavirus de manera diferente. Y usó la comparación para criticar al presidente Donald Trump por su respuesta algo desigual al virus.

«Perdió enormes oportunidades y siguió diciendo cosas que no eran ciertas», dijo el candidato demócrata. Biden señaló que la administración Trump dijo que el virus desaparecería para Semana Santa o quedaría erradicado por el calor del verano.

Biden dijo que su gobierno habría seguido el plan de pandemia establecido por la administración de Barack Obama antes de que Trump asumiera el cargo. Y señaló que su primera decisión habría sido enviar estadounidenses a China para tener el conocimiento más actualizado sobre el virus.

Biden dijo que debería haber habido más estándares nacionales a comienzos de la pandemia. Y que el presidente debería presionar a todos los estadounidenses para que usen máscaras como una forma de detener la propagación. El candidato dijo que se apoyaría en los gobernadores, como presidente, para ordenar el uso de mascarillas.

Biden, que usa mascarilla religiosamente, adoptó un enfoque mucho más conservador al discutir las medidas de precaución relacionadas con el virus durante su foro de ABC. Dijo que el gobierno debería «pensar» en hacer que las vacunas sean obligatorias una vez que se apruebe una.

La pregunta sobre el voto de los negros

Biden también enfrentó algunas preguntas agudas de los miembros de la audiencia. Un joven negro en la audiencia recordó el comentario de Biden en un programa con el presentador de radio Charlamagne tha God. En ese programa Biden dijo: «Si tienes un problema para decidir si estás conmigo o con Trump, entonces no eres negro».

«Además de ‘no eres negro’», preguntó el hombre, ¿cómo podría Biden convencer a los votantes negros de participar «en un sistema que ha fallado en protegerlos?».

Biden dio una extensa respuesta que destacó varias de sus propuestas económicas y educativas.

Trump necesita un suceso que cambie el rumbo, pero se apoya en lo habitual

Encuesta: Biden 53% frente al 42% de Trump en intención de voto 1:14

Trump, quien reanudó los eventos de campaña en los últimos días, ha viajado por el país sugiriendo falsamente que salió «inmune» del coronavirus. Y continúa con las mismas tácticas imprudentes que marcaron su campaña antes de su diagnóstico. El presidente ha reunido regularmente a grandes grupos de simpatizantes en sus mítines, donde pocos usan máscaras. Y planea hacer más a medida que se acercan las elecciones.

Pero necesita un momento importante para cambiar la carrera a su favor. Cuando el foro comenzó el jueves, no parecía tener muchas ganas de cambiar su enfoque.

Cuando Guthrie señaló que no hay evidencia de fraude electoral generalizado, y que el director del FBI, Christopher Wray, subrayó ese hallazgo bajo juramento, Trump descartó abiertamente a Wray y dijo que no estaba haciendo un muy buen trabajo. Continuó aprovechando casos en los que se manejó mal una pequeña cantidad de boletas electorales, incluso después de que Guthrie señaló que se podrían emitir unos 150 millones de boletas en todo el país.

A medida que Guthrie avanzaba rápidamente en la discusión, Trump se negó a desmentir una amplia gama de teorías de conspiración, del fraude electoral al grupo conocido como QAnon. El presidente afirmó no saber lo que cree el grupo. Y excusó su negativa a condenarlos al decir que sabe que están en contra de la pedofilia y agregando que está de acuerdo con esa parte de sus creencias.

El intercambio sobre QAnon en el foro

Trump insistió repetidamente en que no sabía sobre el movimiento, aunque con frecuencia retuitea las teorías de QAnon y a seguidores. «Lo que sí escuché es que están muy en contra de la pedofilia. Y estoy de acuerdo con eso. Quiero decir que estoy de acuerdo con eso», reiteró.

«Pero no hay un anillo de pedófilos satánico», preguntó Gutherie.

«No tengo idea. No sé nada sobre ellos», respondió Trump.

«¿No lo sabes?», dijo Gutherie.

«No, no lo sé, y tú tampoco lo sabes», dijo Trump.

Trump sobre las mascarillas: ‘No tengo ningún problema’

Trump continúa su campaña en Pensilvania 2:18

En momentos en que Trump se ha negado a cambiar de rumbo –a pesar de que las malas calificaciones por su manejo de la pandemia crean un gran lastre en sus posibilidades de reelección, particularmente con las mujeres– han habido signos preocupantes de que otra ola golpea a Estados Unidos. Esto cuando se superaron las 217.000 muertes y los casos se acercan a los 8 millones. El jueves, Trump también le dijo falsamente a su multitud en Carolina del Norte que las máscaras no funcionan el 85% del tiempo, y que el 99% de las personas se están recuperando del coronavirus: «99%. 99 más, más», dijo, a pesar del hecho de que más de 217.000 personas han muerto en Estados Unidos.

A pesar de esos esfuerzos para socavar el uso de máscaras, el presidente dijo repetidamente que estaba de acuerdo con que los estadounidenses eligieran hacerlo. «Savannah, estamos del mismo lado», dijo Trump en un momento. «Yo digo ‘usa la máscara’. Me parece bien eso. No tengo ningún problema», agregó.

El presidente también fue puesto en aprietos por su incapacidad para llegar a un acuerdo con el Congreso sobre la próxima ronda de financiación del estímulo económico por el coronavirus. Trump insistió el jueves por la noche en que podría superar el estancamiento del paquete de estímulo que está considerando el Congreso. Y afirmó que podría convencer a los republicanos de que apoyaran el paquete. Aunque muchos senadores republicanos se han opuesto a las dimensiones de la propuesta de la Casa Blanca, Trump le dijo a Guthrie que si él y Pelosi pueden acordar un paquete final, los republicanos lo apoyarán.

Our commenting policy has changed. If you would like to comment, please share on social media using the icons below and comment there.